Vídeos virales

Vista rápida

Canguro pelea con una hamaca, sale segundo mejor
Animales

Canguro pelea con una hamaca, sale segundo mejor

¿Pensó que la hamaca era una amenaza? Este canguro es bá…

44
Canguro pelea con una hamaca, sale segundo mejor
Animales

Canguro pelea con una hamaca, sale segundo mejor

¿Pensó que la hamaca era una amenaza? Este canguro es bá…

44
Roedores empapados enredan sus colas en un gran nudo en horrible vídeo del 'rey de las ratas'
Animales

Roedores empapados enredan sus colas en un gran nudo en horrible vídeo del 'rey de…

Un agricultor de la región de Stavropol, Rusia, encontró a…

103
Encuentros cercanos: recientes vídeos virales nos recuerdan que los alces van en serio
Animales

Encuentros cercanos: recientes vídeos virales nos recuerdan que los alces van en serio

Pueden convertirse en terroríficos atacantes defensivos en …

96
El extinto tigre de Tasmania cobra vida en imágenes en color
En peligro

El extinto tigre de Tasmania cobra vida en imágenes en color

El metraje original fue filmado por David Fleay en diciembre…

137
Inesperadamente el helicóptero Ingenuity puede continuar con más vuelos
NASA-ESA

Inesperadamente el helicóptero Ingenuity puede continuar con más vuelos

Ha sobrevivido seis meses al frío glacial de las noches mar…

108
Leopardo aprende por las malas por qué no se debe molestar a los puercoespines
Animales

Leopardo aprende por las malas por qué no se debe molestar a los puercoespines

Los puercoespines del Cabo son los roedores más grandes de …

114

 

A+ A A-

La dieta de la araña lobo puede ayudar a mantener frío el Ártico

Arañas lobo ern el Ártico

A medida que aumentan las temperaturas la araña come de manera diferente

A diferencia de la mayoría de sus parientes que tejen telas, la veloz araña lobo de pequeños ojos prefiere acechar a su presa. Algunas veces, el arácnido rastrea y se abalanza sobre sus víctimas que viven en el suelo; otras veces, prepara una emboscada, acechando hasta que la presa pase de largo.

En el Ártico, las arañas lobo (Pardosa glacialis), que en términos de biomasa pura superan a los lobos grises de la región en una proporción de al menos 80 a 1, típicamente cazan colémbolos, insectos primitivos sin alas que subsisten con una dieta de hongos que viven en el suelo. Pero, de acuerdo con un nuevo estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, un calentamiento del Ártico podría alejar el gusto de la araña de los colémbolos, desencadenando un ciclo de eventos que podrían servir como una barricada de bienvenida contra el cambio climático del Ártico.

Michael Price, de Science, explica que los colémbolos subsisten con una dieta de hongos, que consumen plantas en descomposición y liberan gases de efecto invernadero a la atmósfera. Pero cuando las arañas lobo mantienen a raya a la población de colémbolos, los insectos consumen menos hongos, lo que desencadena una descomposición más rápida de la materia vegetal muerta de la tundra y más gases de efecto invernadero.

Araña lobo del Ártico Araña lobo del Ártico

Amanda Koltz, investigadora postdoctoral en biología en la Universidad de Washington en St. Louis, Missouri, estudia el efecto del cambio climático sobre las relaciones depredador-presa y el ecosistema en general. Armada con el conocimiento de que el calentamiento global probablemente afecte las interacciones de los animales, decidió echar un vistazo más de cerca a la respuesta de la araña lobo al aumento de las temperaturas.

En el transcurso de dos temporadas de verano, Koltz y su equipo instalaron en la tundra norteña de Alaska varios ecosistemas en miniatura de cinco pies de ancho. Estos entornos aislados permitieron a los investigadores controlar las temperaturas y observar de cerca el número y el comportamiento de las criaturas involucradas. En algunos de los mini ecosistemas, dejaron las mismas temperaturas y, en otros, instalaron dispositivos de calentamiento que elevaron la temperatura unos 3,5 grados Fahrenheit para simular un Ártico cálido.

parcela experimental para arañas lobo

Según Theresa Machemer, de National Geographic, los científicos saben desde hace tiempo que los climas cálidos podrían tener un efecto desmesurado en las arañas lobo. En 2009, los investigadores informaron que el aumento de las temperaturas significaba que la araña de aproximadamente media pulgada de largo probablemente se haría más grande y produciría más crías, provocando un aumento en la población de la especie. Un mayor número conduce a poblaciones más densas, que las arañas lobo generalmente niegan al recurrir al canibalismo (además de comer casi todos los insectos y arañas más pequeños que ellos).

Según esta lógica, los investigadores esperaban que las arañas lobo atacasen a sus presas colémbolos con mayor fervor a medida que aumentaban las temperaturas y crecían las poblaciones de arañas. En su lugar, descubrieron que las arañas que viven en las parcelas cálidas densamente pobladas dejaron en gran medida solos a los colémbolos, lanzando un ciclo de mayores poblaciones de colémbolos, menos hongos, una descomposición más lenta y, significativamente, menos gases de efecto invernadero.

Este improbable giro de los acontecimientos podría ser, según un comunicado de prensa, el resultado de los gustos cambiantes de la araña lobo. En lugar de aprovecharse de los colémbolos, las arañas están cazando "depredadores intermedios", como arañas más pequeñas, y son presas de las luchas internas entre sus especies territoriales. Pero por qué todavía es un misterio. Como explica Science's Price, "Hasta los investigadores saben por qué está cambiando la dieta de la araña lobo, será difícil proyectar en toda la región los resultados de un pequeño experimento".

Hasta entonces, Koltz es optimista. "Las arañas no nos van a salvar del cambio climático, pero descubrimos que la descomposición es más lenta por el calentamiento cuando hay más arañas lobo presentes", dijo en el comunicado. "Esto sugiere que, en algunas circunstancias, podrían estar aliviando algunos de los efectos del calentamiento en las pérdidas de carbono de la tundra. Es algo bueno."

Artículo científico: Warming reverses top-down effects of predators on belowground ecosystem function in Arctic tundra

Modificado por última vez enMiércoles, 25 Julio 2018 12:28