Vídeos virales

Vista rápida

Súper luna de sangre del 31 de enero de 2018
NASA-ESA

Súper luna de sangre del 31 de enero de 2018

La luna llena del 31 de enero creará un eclipse total Si vi…

225
Súper luna de sangre del 31 de enero de 2018
NASA-ESA

Súper luna de sangre del 31 de enero de 2018

La luna llena del 31 de enero creará un eclipse total Si vi…

225
Investigadores revolucionan el diseño de tuberías eliminando las turbulencias
Tecnología

Investigadores revolucionan el diseño de tuberías eliminando las turbulencias

Unos simples ajustes podrían reducir las entradas de energía…

126
Nuevos 'músculos' robóticos son lo suficientemente fuertes como para levantar una pelota de béisbol...
Tecnología

Nuevos 'músculos' robóticos son lo suficientemente fuertes como para levantar una pelota de béisbol...

... y lo suficientemente delicados como para arrancar una fr…

150
La estación espacial china caerá a la Tierra en marzo, pero probablemente no afectará a nadie
NASA-ESA

La estación espacial china caerá a la Tierra en marzo, pero probablemente no afectará a…

Tiangong-1 pesa más de 8 toneladas y media En algún momento…

124
Sí, este disparatado ciervo 'dálmata' es real - aquí está su historia
Animales

Sí, este disparatado ciervo 'dálmata' es real - aquí está su historia

La coloración del pequeño Boo es resultado del leucismo Imá…

127
Profundiza: Concurso DARPA tiene como objetivo llevar a las personas bajo tierra
Ciencia

Profundiza: Concurso DARPA tiene como objetivo llevar a las personas bajo tierra

DARPA Subterranean Challenge Desde los mares hasta los pico…

141

Dinosaurio terrestre tenía un hocico muy sensible

Neovenator, el nuevo cazador

Pudo haberle ayudado en el cortejo y la selección en la carne

La evidencia de vasos sanguíneos y nervios en la cabeza de fósiles de dinosaurios ha sido generalmente difícil de conseguir. Pero utilizando avanzadas técnicas de imagen, los científicos han construido una imagen 3D sin precedentes del interior del cráneo del Neovenator salerii. Encontraron que el dinosaurio terrestre carnívoro pudo haber poseído un hocico sorprendentemente sensible que utilizó para forrajear, alimentarse e incluso cortejar a potenciales parejas.

Reconstrucción del Neovenator salerii Reconstrucción del Neovenator salerii

La evidencia de este tipo de sensibilidad en el hocico de un dinosaurio se ha encontrado previamente en otras especies, pero éstas tienen todas una cosa en común: hicieron su caza en el agua. El Neovenator salerii, por el contrario, se dedicaba a cazar en tierra firme.

Así que cuando científicos de la Universidad de Southampton estudiaron el cráneo fosilizado de un Neovenator (que por cierto significa "nuevo cazador") y encontraron evidencia de receptores de presión, vasos sanguíneos y nervios, se abrieron algunas interesantes posibilidades. El equipo realizó el descubrimiento utilizando una técnica de imagen denominada tomografía computarizada de microfoco, y describió lo que veían como una compleja red de grandes canales anastomosados situados lateralmente.

Neovenator salerii, vista 3D del hocico

"La imagen 3D que construimos en el interior del cráneo de Neovenator fue más detallada de lo que cualquiera de nosotros podría haber esperado, revelando el canal neurovascular más completo de dinosaurio que conocemos", dijo Chris Barker, graduado de la Universidad de Southampton y líder del estudio. "El canal está muy ramificado más cercano a la punta del hocico. Esto habría alojado las ramas del nervio trigémino grande - que es responsable de la sensación en la cara - y los vasos sanguíneos asociados. Esto sugiere que el Neovenator tenía un hocico extremadamente sensible - una adaptación muy útil, ya que los dinosaurios usaban sus cabezas para la mayoría de las actividades".

Vista de los canales neurovasculares del Neovenator saleriiCon nada que sugiera que el Neovenator era una especie acuática, los científicos se quedaron reflexionando sobre cómo se pudo utilizar este hocico en tierra. Su sensibilidad al tacto, a la presión y a la temperatura podría resultar útil para actividades tales como tomar la temperatura de un nido, llevar cuidadosamente a sus crías en sus mandíbulas o acariciarse la cara del otro durante el cortejo, así como otras tareas.

"Tener un hocico tan sensible podría haber tenido también un uso social", dice Barker. "Muchas aves - que son los descendientes de los dinosaurios - usan sus picos en la exhibición social, y hay muchas pruebas de que los dinosaurios carnívoros participaron en mordeduras en la cara entre sí, tal vez dirigidos a la sensibilidad de la cara para hacer un punto".

Otro interesante hallazgo del estudio fue las imágenes de los patrones de desgaste en los dientes del dinosaurio. Los investigadores dicen que estos parecen indicar que el animal evitó cuidadosamente hacer contacto con los huesos al quitar la carne, otro rasgo ciertamente posible por su hocico ultra-sensible.

"Nuestros resultados añaden un nuevo nivel de detalle a nuestra comprensión de la forma en que los grandes dinosaurios depredadores interactuaron con el mundo que los rodeaba", dice Elis Newham, un investigador PhD de la Universidad de Southampton y co-autor del estudio. "La gama de emocionantes posibilidades para tal sensibilidad facial demuestra hasta qué punto hemos llegado en nuestra reevaluación de los dinosaurios como bestias perfectas a organismos complejos y altamente adaptados".

La investigación fue publicada en la revista Scientific Reports: Complex neuroanatomy in the rostrum of the Isle of Wight theropod Neovenator salerii

Modificado por última vez enJueves, 29 Junio 2017 13:12