Vídeos virales

Vista rápida

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas
NASA-ESA

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas

No hay informes inmediatos de daños por la caída de esos r…

88
Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas
NASA-ESA

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas

No hay informes inmediatos de daños por la caída de esos r…

88
Cohete de China está fuera de control, pero el riesgo de daños es bajo
NASA-ESA

Cohete de China está fuera de control, pero el riesgo de daños es bajo

Grecia, España y el norte de África se encuentran dentro d…

131
Felino dientes de sable recién identificado es uno de los más grandes de la historia
Animales

Felino dientes de sable recién identificado es uno de los más grandes de la historia

El félido gigante Machairodus lahayishupup deambulaba por A…

207
Los burros que cavan pozos ayudan a que la vida prospere en el desierto
Naturaleza

Los burros que cavan pozos ayudan a que la vida prospere en el desierto

Los pozos proporcionan una fuente vital de agua, especialmen…

247
Cámara filma a atrevidas hienas molestando a un hipopótamo
Animales

Cámara filma a atrevidas hienas molestando a un hipopótamo

Los hipopótamos son un riesgo demasiado grande para los dep…

113
Nuevo dinosaurio pico de pato descubierto en Japón
Ciencia

Nuevo dinosaurio pico de pato descubierto en Japón

Los hadrosaurios, conocidos por sus anchos y aplanados hocic…

163

 

A+ A A-

Conoce a 'Hércules', un loro de proporciones descomunales

Loro gigante Heracles inexpectatus

Restos de loro gigante extinto encontrados en Nueva Zelanda

Si bien la mayoría de los loros de hoy en día son lo suficientemente pequeños como para posarse sobre tu hombro, probablemente no quieras hacerlo con un recién descubierto antiguo ancestro del pájaro.

Unos paleontólogos en Nueva Zelanda han descubierto los restos de Heracles inexpectatus, un loro gigante extinto que habría estado a la altura de la cadera para la mayoría de las personas y había exhibido un pico lo suficientemente poderoso como para abrirse lo que quisiera.

Se estima que Heracles medía aproximadamente 1 m de alto y pesaba hasta 7 kg. Eso lo hace aproximadamente dos veces más pesado que el loro más pesado vivo hoy en día, el kakapo (Strigops habroptilus) extremadamente en peligro de extinción, también de Nueva Zelanda, y 10 veces más largo que el loro más largo, el guacamayo jacinto (Anodorhynchus hyacinthinus).

Comparación de tamaños con el loro gigante Heracles inexpectatus Comparación de tamaños con el loro gigante Heracles inexpectatus

 

Los huesos fueron descubiertos en un depósito en el centro de Otago, Nueva Zelanda, que los científicos han estado excavando durante 20 años. Heracles data de hace unos 19 millones de años, y en su momento se cree que el pájaro vivió en un bosque subtropical diverso. Allí, crecieron especies de laureles, palmeras y podocarpos, lo que habría proporcionado al ave una variedad de frutas para comer. Pero dado su enorme y poderoso pico, los investigadores dicen que su dieta podría haberse ramificado aún más.

"Heracles, como el loro más grande de la historia, sin duda con un masivo pico de loro que podría abrirse todo lo que imaginases, podría haber comido más que los alimentos convencionales para loros, tal vez incluso otros loros", dice Mike Archer, autor del estudio. "Su rareza en el depósito es algo que podríamos esperar si se alimentara más arriba en la cadena alimentaria".

huesos del loro gigante Heracles inexpectatus

Esta puede ser la primera y hasta ahora única instancia de un loro gigante pero, según el registro fósil, las aves a menudo eran mucho más grandes en el pasado de lo que son hoy. Los recientes hallazgos incluyen un enorme pájaro con aspecto de avestruz que medía 3.5 m de altura, y un pingüino gigante que podría haber mirado a un humano a los ojos.

Curiosamente, este descubrimiento agrega evidencia a la idea de que las aves parecen evolucionar constantemente en el gigantismo en las islas, donde puede que no haya depredadores naturales. La isla de Mauricio tenía el dodo, que era básicamente una paloma gigante, Nueva Zelanda tenía a Heracles, el moa y el águila gigante de Haast, y otras islas tienen sus propias especies aviares gigantes y antiguos.

La investigación fue publicada en la revista Biology Letters: Evidence for a giant parrot from the Early Miocene of New Zealand

Modificado por última vez enMiércoles, 07 Agosto 2019 17:46