Vídeos virales

Vista rápida

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas
NASA-ESA

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas

No hay informes inmediatos de daños por la caída de esos r…

88
Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas
NASA-ESA

Los restos del cohete espacial chino caen sobre el Océano Índico cerca de Maldivas

No hay informes inmediatos de daños por la caída de esos r…

88
Cohete de China está fuera de control, pero el riesgo de daños es bajo
NASA-ESA

Cohete de China está fuera de control, pero el riesgo de daños es bajo

Grecia, España y el norte de África se encuentran dentro d…

131
Felino dientes de sable recién identificado es uno de los más grandes de la historia
Animales

Felino dientes de sable recién identificado es uno de los más grandes de la historia

El félido gigante Machairodus lahayishupup deambulaba por A…

207
Los burros que cavan pozos ayudan a que la vida prospere en el desierto
Naturaleza

Los burros que cavan pozos ayudan a que la vida prospere en el desierto

Los pozos proporcionan una fuente vital de agua, especialmen…

247
Cámara filma a atrevidas hienas molestando a un hipopótamo
Animales

Cámara filma a atrevidas hienas molestando a un hipopótamo

Los hipopótamos son un riesgo demasiado grande para los dep…

113
Nuevo dinosaurio pico de pato descubierto en Japón
Ciencia

Nuevo dinosaurio pico de pato descubierto en Japón

Los hadrosaurios, conocidos por sus anchos y aplanados hocic…

163

 

A+ A A-

Los hipopótamos son un riesgo demasiado grande para los depredadores

Solo los más descarados depredadores africanos se enfrentarán fácilmente a un hipopótamo adulto. Estos robustos herbívoros, armados con caninos de 50 centímetros y envueltos en una piel gruesa como un neumático, son característicamente cascarrabias y tienen la reputación de ser una de las especies más peligrosas del continente.

Se necesitará un cazador particularmente ambicioso y resistente para siquiera intentar hacer frente a uno de estos gruñones de casi dos toneladas, justo el tipo de desafío que disfrutan las hienas.

Etiquetado como